3/2/19

7 datos que no conocías de la Fiesta de la Candelaria

La Pachamama es la Madre Tierra. Es la madre de los cerros, de la vida que nace y crece, de la gente. Por ella maduran los frutos y se fecundan los vientres. Es ella quien controla las heladas y las lluvias. Cuando se enoja puede enviar el trueno y la tormenta. Es ella también quien ayuda a las tejedoras y a los alfareros a terminar sus trabajos. Vive en los cerros y guarda las riquezas de las minas.
A cambio de esta ayuda y protección, el hombre está obligado a ofrendar a la Pachamama parte de lo que recibe en un ritual y si no se la nutre con las ofrendas, la Pachamama provoca enfermedades. El culto a la Pachamama se celebraba con ofrendas, comidas y danza para agradecer su protección.
Con la invasión de los españoles se empezó la exti…

La Pachamama es la Madre Tierra. Es la madre de los cerros, de la vida que nace y crece, de la gente. Por ella maduran los frutos y se fecundan los vientres. Es ella quien controla las heladas y las lluvias. Cuando se enoja puede enviar el trueno y la tormenta. Es ella también quien ayuda a las tejedoras y a los alfareros a terminar sus trabajos. Vive en los cerros y guarda las riquezas de las minas.
A cambio de esta ayuda y protección, el hombre está obligado a ofrendar a la Pachamama parte de lo que recibe en un ritual y si no se la nutre con las ofrendas, la Pachamama provoca enfermedades. El culto a la Pachamama se celebraba con ofrendas, comidas y danza para agradecer su protección.
Con la invasión de los españoles se empezó la extirpación de idolatrías nativas. Como resultado de la prédica de los misioneros católicos en la región del Collasuyo, se propagó en esta zona la veneración a la Virgen María de la Candelaria.
La Pachamama en el altar del Coricancha
La Pachamama en el altar del Coricancha

1. La Candelaria es 40 días después de Navidad

El 2 de febrero , cuarenta días después de la Navidad, la iglesia católica celebra la Purificación de la Virgen María, organizando una procesión donde los fieles portan candelas benditas, de ahí el nombre de Candelaria. La fecha coincide con la Festividad de la Purificación de la Virgen.
Candelaria proviene de candela que viene de la palabra latina «candere», la cual significa vela o cirio. El candelero es el soporte para esta vela o candela. Se llama candelabro al candelero que se presenta con varios brazos para varias velas.
En la época colonial se produjo una simbiosis, la Pachamama no desapareció con la prédica de los misioneros dominicos y jesuitas, los aimaras del Collao identificaron a la Virgen María con la Pacha Mama.
Las fiestas aimaras a la Pachamama se incorporaron a la celebración de la Virgen María de la Candelaria del 2 de febrero.

2. La primera Fiesta de la Candelaria en el Collao fue en 1583.

La primera Festividad de la Virgen María de la Candelaria se realizó en 1583. En ésa época aún no existían ni Perú ni Bolivia como países sino que toda la región aymara, incluído Copacabana, era parte del Virreinato del Perú, dependiente del Reyno de España. De la siguiente manera lo narra Ricardo Palma en su obra Tradiciones:
Los naturales de Copacabana estaban dividos en bandos sobre el nombramiento del santo patrón para el pueblo. Unos eran partidarios de Santo Tomas, otros de San Sebastián y no pocos de la Virgen de la Candelaria. Don Francisco Tito Yupanqui, descendiente de los incas, que encabezaba este último bando, se propuso labrar la imagen de la patrona. Terminó su trabajo y vencida la resistencia de los bandos tomasista y sebastianista, después de grandes fiestas, quedó instalada la Virgen de la Candelaria en la iglesia de Copacabana el día 2 de febrero de 1583.
Llegada de la Virgen de la Candelaria en 1583
Llegada de la Virgen de la Candelaria en 1583

3. A la Virgen de la CANDELAria se le obsequia CANDELAbros.

Durante más de 400 años las fiestas de la Candelaria continuaron en la región. Por ejemplo en 1818, Ricardo Palma describe un apunte sobre la fiesta, a saber:
El 2 de febrero de 1818, se celebraba en el santuario de Copacabana con mucha pompa la Fiesta de la Candelaria y, frente al altar de la Virgen, se veía un gigantesco candelabro de plata con 365 luces, número igual al de los días del año. Tal fue la parte de la Virgen con don Alonso, quien además hizo otros obsequios al santuario. 
El candelabro de plata pesaba 1 tonelada y media.

4. La guerra de independencia encumbra a la Virgen de la Purificación.

En 1825, después de las guerras de Independencia y la separación de Bolivia del Perú, los límites dividieron a los aimaras en dos nacionalidades y colocaron a la península de Copacabana del lado boliviano.
Las fronteras hicieron complejo el paso de los danzantes aimaras peruanos a Copacabana, por lo que la fiesta a la Pachamama y Virgen de la Candelaria se realizó en las calles de Puno y en dirección a la Virgen de la Purificación ubicada en el templo de San Juan Bautista.
Hasta el día de hoy no sabemos el origen de la imagen colocada en el santuario del templo de San Juan Bautista. Debió ser que una representación de la Virgen de la Purificación, obsequiada por algún devoto luego de la fundación de la villa de San Carlos de Puno en 1670.

Templo de San Juan Bautista de Puno en 1950
Templo de San Juan Bautista de Puno en 1950

5. En 1900 la Virgen de la Purificación es nombrada como Virgen de la Candelaria.

En 1887 el diario La Democracia de Puno publicaba como se llamaba la patrona de Puno en esas fechas con la siguiente crónica:
El señor don Pedro Mostajo ha obsequiado a la Virgen de la Purificación, patrona de esta ciudad, un hermoso y elegante dosel de terciopelo color guinda. 
La patrona de Puno era la Virgen de la Purificación.
En 1903 el diario el Eco de Puno describía la fiesta patronal puneña ya con el nombre Candelaria y lo realizaba con el siguiente artículo:
Con la solemnidad de costumbre se sacó ayer en procesión la imagen de Nuestra Señora de la Candelaria, patrona de la ciudad. La plaza principal y las calles han estado con tal motivo muy concurridas con los bailes, luciendo una de las comparsas ricos vestidos de fantasía.
Procesión  de la Virgen de la Candelaria en 1960
Procesión  de la Virgen de la Candelaria en 1960
Fue en 1988 que al Templo de "San Juan Bautista" se le nombra como Santuario de la Santísima Virgen María de la Candelaria de Puno.

6. El primer concurso de danzas fue en 1929

En febrero de 1929 se realizó el primer concurso de durante la Festividad de la Virgen de la Candelaria, que organizado por la Municipalidad Provincial de Puno, tenía el propósito de enviar al ganador al certamen nacional de Amancaes en Lima. En tal concurso, se congregaron conjuntos de sikuris de Ilave, Chucuito, Orkapata y de Huaraya.
En febrero de 1934, se realizó otro concurso de danzas a nivel departamental, organizado por el escritor Darío Eguren de Larrea, para que los ganadores se presenten en Cusco donde participaron danzas de Ilave, Yunguyo, Juli, Azángaro, Ayapata, Chucuito y Orkapata.

7. El primer concurso con traje de luces fue en 1956

En 1956, fue el primer concurso de la Festividad de la Virgen María de la Candelaria, patrocinado por el Instituto Americano de Arte, donde ya no solo participaban las danzas autóctonas, sino también los barrios de la misma ciudad de Puno, quienes recreaban las danzas nativas. El siku y el pinquillo daban paso a los instrumentos de bronce, trompetas y platillos. Los Llameros se convertían en Llamerada, los Morenos en Morenada, las Kullawas en Kullawada y los Diablos en Diablada. Cambió la música, el vestuario y la coreografía.
El primer concurso con traje de luces en la Festividad de la Virgen Maria de la Candelaria fue en 1956
El primer concurso con traje de luces en la Festividad de la Virgen Maria de la Candelaria fue en 1956

Hoy, al ritmo de danzas folkclóricas y coloridos trajes se da inicio a la fiesta de la Virgen María de la Candelaria, inscrita como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO. La festividad tiene como día principal el 2 de febrero, donde más de 40 mil danzantes y 200 bandas musicales le rinden tributo a la “patrona puneña” en las calles y concursan en el Estadio Enrique Torres Belón. La fiesta de la Virgen María de la Candelaria le rinde culto a la fe católica y a las costumbres andinas, como el respeto a la “Pachamama”


No hay comentarios: